Definicion TDAH


     El TDAH según el DSM-IV (o trastorno hipercinético según el
CIE 10) se define como un determinado grado de déficit de atención
y/o hiperactividad-impulsividad que resulta desadaptativo
e incoherente en relación con el nivel de desarrollo del niño y está
presente antes de los 7 años de edad. Las manifestaciones clínicas
deben persistir durante más de 6 meses. El cuadro debe ser más severo que lo observado en otros niños de la misma edad, el mismo nivel de desarrollo e inteligencia. Debe estar presente
en varios ambientes como familia, escuela, amigos. Debe producir serios problemas en la vida diaria.

    Además, este trastorno va cambiando con la edad y puede durar toda la vida (en general la hiperactividad mejora y se mantienen
el déficit de atención y la impulsividad). Es importante tener
presente que, para diagnosticar un TDAH, los síntomas del cuadro
clínico no pueden ser debidos a otro trastorno mental como
esquizofrenia o autismo, entre otros, ni a ningún problema médico,
ningún fármaco o ningún tóxico.

     El TDAH no es un problema nuevo, Still, en 1902, describió
por primera vez a un grupo de niños con diversos grados de agresión,
hostilidad, conducta desafiante, desatención e inactividad.
Desde entonces hasta la actualidad se han empleado más de 50
denominaciones diagnósticas diferentes, como impulsividad orgánica,
niños inestables, síndrome de lesión cerebral mínima, disfunción
cerebral mínima, síndrome de hiperexcitabilidad, trastorno
por déficit de atención con/sin hiperactividad, entre otros, hasta
llegar al actual de TDAH.

No hay comentarios:

Publicar un comentario